fbpx
(305) 262-3999 / 920 SW 82nd Ave. Miami, FL 33144
PROCEDIMIENTOS QUIRÚRGICOS CORPORALES

LABIOPLASTIA

La labioplastia es un procedimiento que se realiza en la zona íntima femenina al perder la elasticidad y firmeza los músculos, provocando problemas de incontinencia urinaria y, en muchos casos, disminución del placer sexual.

Esta intervención estética consiste en reducir el tamaño de los labios menores de la vulva para darle una apariencia más juvenil y tensa, además de mejorar la experiencia sexual.

CANDIDATURA

Los principales factores para realizar este tipo de cirugías se deben a molestias en el área vaginal, como por ejemplo al roce, inflamación o molestias para hacer ciertos ejercicios, como andar en bicicleta, o simplemente un desagrado ante la apariencia de los labios íntimos.

Por ello, el equipo de especialistas de Juventus Cosmetic Surgery brinda a las mujeres que desean este tipo de procedimiento, los mejores resultados y asesorías para que puedan disfrutar de una nueva apariencia íntima y de un disfrute máximo del área vaginal.

Se puede mejorar el aspecto de la vagina con diferentes técnicas de Labioplastia

  • Técnica de resección Edge

En ésta se extraen los tejidos excedentes de los labios menores, brindando la ventaja de tener una cicatriz muy disimulada que casi no se nota.

  • Técnica de resección en cuña central

Consiste en eliminar a través de un pequeño corte el tejido excedente de la parte más gruesa de los labios menores. Esta técnica te ofrece una imagen más natural de la vagina y los labios.

  • Desepitelización técnica

Es una reducción labial que se logra al cortar los tejidos que recubren la vagina. Esto ayudará a reducir el exceso de tejido y le dará una apariencia mucho más natural a los labios menores

  • Labioplastia con láser

Esta técnica cuenta con la ayuda del láser de corte que elimina el exceso de piel en los labios menores.

TIEMPO DE RECUPERACIÓN

Para que el paciente logre recuperarse de la intervención de manera adecuada, deberá tener reposo de varios días, generalmente es menos de una semana.

Una vez de que ya pueda caminar con normalidad, al décimo día ya puede realizar actividades normales, como ir al trabajo (si es sedentario), si requiere de algún esfuerzo físico, debe esperar entre dos a cuatro semanas más.


Además, para una mejor y pronta recuperación, es recomendable tomar abundante agua y adecuarse una dieta saludable por esos días.

Solicita una
CONSULTA